martes, 11 de agosto de 2015

La sal, al final.


¿Sabías que añadir sal a los platos que estás cocinando hace que tarden más en cocerse? Aunque no se trate de demasiado tiempo, repetirlo un día tras otro provoca que nuestros platos estén más tiempo al fuego y, por tanto, consumamos más energía. La sal siempre es mejor añadirla justo al final de la cocción.

No hay comentarios:

Publicar un comentario